La formación en los tiempos ‘post-covid’

Empresas, Noticias

La formación y cómo la aplicas es lo que te diferencia de tu competencia.

 

Hay una asignatura pendiente en muchas empresas y profesionales: la formación continua.

Y no nos referimos a realizar una formación por cubrir el expediente o por consumir los créditos que facilita el Ministerio de Trabajo. Nos referimos a una formación de calidad y adaptada a las necesidades de cada empresa, de cada profesional.

La mayoría de las personas que buscan una formación intentan que esta tenga el menor coste posible. Cuando se quiere ‘curiosear’ sobre un tema una formación gratuita o de bajo coste puede ser una buena opción. Cuando se quiere profundizar en algo, ahí ya el cuento cambia. Porque lo que necesita un alumno es una formación que profundice, que le haga reflexionar y trabajar para que ese aprendizaje quede perfectamente integrado. Y esto, por desgracia, no se consigue con una formación de bajo coste.

 

Formación de calidad

Las formaciones de calidad no son gratuitas porque, si el consultor lo hace bien, detrás de esa formación hay un trabajo de preparación que no se ve. Por ejemplo:

  • Adaptación de los contenidos a las necesidades del cliente.
  • Horas de investigación y lectura.
  • Preparación de la presentación.
  • Búsqueda de material audiovisual que esté relacionado con el tema.
  • Preparación de dinámicas para que los alumnos trabajen.
  • Búsqueda de otras referencias interesantes para el contenido.
  • Etc.

Cada cosa del listado anterior que un consultor no lleva a cabo, hace que su formación pierda calidad.

Además de esta preparación previa, el consultor de formación debe reunir no sólo cualidades técnicas, sino también grandes habilidades de comunicación para poder llegar con facilidad al alumno o alumna. Necesitará haber desarrollado su empatía para poder conectar con cada miembro del grupo. Y necesitará grandes dosis de asertividad para conducir la clase con soltura y eficiencia.

Al igual que las ‘soft skills’ juegan un papel muy importante en el desempeño diario de un puesto de trabajo,  en un consultor o consultora de formación mejoran exponencialmente su forma de enseñar.

 

La formación que viene

El mundo post-covid nos dejará un escenario diferente en muchos sentidos. Uno de ellos, sin duda, será la formación empresarial.

Por un lado, las organizaciones han tomado consciencia de la importancia del desarrollo de sus colaboradores. El teletrabajo ha pasado de ser algo lejano a una realidad inminente. Se necesitan colaboradores comprometidos y autónomos que puedan desarrollar su labor sin estar físicamente en la organización.

Se necesita organizar las empresas y trabajar con objetivos muy concretos, cuyo cumplimiento se pueda medir y cuyos resultados se puedan evaluar. Las empresas tienen que plantearse la fórmula para estar más profesionalizadas y, de esta manera, poder hacer frente a cualquier situación que plantee la vida, tal y como ha sucedido en este escenario de pandemia que nadie podía siquiera imaginar.

 

Esta pandemia ha provocado que se pierda el miedo a la tecnología.

 

Por otro lado, esta pandemia ha hecho perder el miedo a la tecnología. La inmensa mayoría de las personas se han acercado a plataformas digitales para realizar reuniones cumpliendo la gran premisa del distanciamiento social de esta pandemia, sin dejar de atender a nuestra necesidad humana de comunicarnos y sentirnos cerca.

La formación que viene no va a tener miedo a los soportes digitales. No decimos que se vaya a sustituir la formación presencial, pero sí creemos que muchas empresas recurrirán a modelos mixtos que permitan una formación continua sólida y de calidad para sus colaboradores.

Y aquí hay un reto de los campus virtuales, puesto que la metodología online difiere en muchos aspectos de la metodología presencial. La parte online de una formación será efectiva si está desarrollada de acuerdo con las características que requiere la formación virtual para que los alumnos se impliquen y consigan los objetivos que la formación proponga.

Nuevos tiempos se avecinan también para la formación. Nuevos tiempos que generan multitud de oportunidades, tanto para las consultoras, como para las organizaciones.

 

Escrito por Carolina Hernández

Creo ciegamente en que la transformación personal conduce a la transformación organizacional. Creo que es posible un mundo mejor. Me encanta estar al lado de los demás cuando se convierten en la mejor versión de sí mismos. Coach experto en coaching comercial, habilidades de dirección y comunicación personal y organizacional. Soy entusiasta con el Social Media por las oportunidades que nos brinda y me uno totalmente al nuevo concepto naciente de "Human Media".

Web: http://www.carolinahernandezcoaching.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *